Salimos la otra noche a cenar con un grupo de amigos y de paso ver un espectáculo de magia del que nos habían hablado realmente bien. La verdad es que nos sorprendió enormemente, y los comentarios se quedaron cortos. Lo pasamos estupendamente, se nos pasó la actuación muy rápido y la verdad es que los trucos muy buenos, sorprendentes y muy bien cuidados. Lo recomiendo enormemente.